Resultados: Aspectos Mecánicos

El diseño estructural del vehículo no sufrió mayores modificaciones, por lo que sus características de firmeza y robustez ante condiciones difíciles se mantuvieron consecuentemente. Sin embargo, la modificación realizada al sistema de dirección sufrió una falla durante el período de pruebas, al ceder la soldadura que une el eje sobre el cual pivota el mando de dirección, a la estructura de acero de la base. Dicha situación se solucionó soldando nuevamente la pieza a la estructura, con un tipo diferente de soldadura, aportando más material a la unión en busca de fortalecerla.

A pesar de lo anterior, el nuevo mando de dirección funcionó correctamente luego de algunos ajustes en el sistema de montaje del potenciómetro que mide la posición del mando de dirección. El movimiento lateral permite maniobrar el vehículo con movimientos naturales de inclinación del cuerpo, tal como se esperaba.

La cubierta exterior del vehículo también jugó un rol importante al prevenir el ingreso de suciedad al interior, protegiendo también los componentes internos de los golpes, así como a los usuarios, puesto que su forma redonda, sin puntas filosas, evita cualquier tipo de lesión por impacto. Cabe destacar que en ningún caso el vehículo golpeó con fuerza a un usuario luego de perder el equilibrio, puesto que el proceso de aprendizaje siempre se realizó a velocidades reducidas y bajo supervisión. Además, se tomaron medidas de apagado automático del vehículo ante detección de golpes o ángulos de inclinación extremos, tal como se describió anteriormente, las cuales funcionaron de manera adecuada.

Agregar comentario

Categorías

Enlaces

Estadísticas


eXTReMe Tracker